Skip to content

El problema del tráfico de drogas según Hollywood

by en 22/09/2013

peliculas narco

Por Axel Lima

Esta temporada la cartelera de cine comercial nos trae dos películas donde se aborda la temática del tráfico de drogas con cierta novedad: la implicación directa de agencias de seguridad y otras insituciones en este lucrativo negocio que involucra, por supuesto, a México.

Las fórmulas no se alejan demasiado del establishment hollywoodense. En Armados y peligrosos “2Guns”, Bobby Trench (Denzel Washington) y Marcus Stigman (Mark Wahlberg) son dos agentes encubiertos que, sin saber la procedencia uno del otro, roban 45 millones a un capo mexicano (Edward James Olmos). El dinero resulta pertenecer a la mismísima DEA y criminales, FBI e incluso la Marina estadounidense pelean mezquinamente por quedarse con la fortuna, todos, por supuesto, están implicados hasta las manitas con los narcos mexicanos.

La otra historia, ¿Quiénes %@* son los Miller? “Whe´re the Millers”, trata sobre un narcomenudista (Jason Sudeikis) que arma una familia ficticia con una striper (Jennifer Aniston) un chico poco inteligente (Will Poulter) y una vagabunda adolescente (Emma Roberts) para introducir sin sospechas un cargamento de marihuana desde México. A diferencia de Armados y peligrosos, aquí se exalta el papel de la DEA en el cobate al narcotráfico pero se ponen de relieve problemas internos de EU en torno a la droga.

En ambos filmes, ambos con aspectos cómicos de distinta naturaleza, se recurre a los clichés hollywoodenses: los pistoleros mexicanos son cholos de poca inteligencia y sus jefes, aunque poderosos, son prácticamente administradores de los verdaderos dueños del negocio de las drogas: los gringos corruptos (trátese del empresario o del jefe de la CIA). Sin embargo, es una novedad que el cine nortamericano comience a aboradar esta temática en un momento donde el tráfico de drogas de México a EU es un asunto fundamental para entender la relación bilateral.

La crítica es doble, ya que se trata el cinismo de las autoridades norteamericanas, quienes exigen a las del vecino del sur “mano dura” contra los criminales, mientras son ellos mismos los que facilitan y  lucran con las drogas que ingresan a EU. También quedan mal parados los capos mexicanos, de manera cómica se les muestra no como los asesinos sanguinarios y todopoderosos que se perciben en México, sino como un montón de oranguntanes armados que dependen de los gringos para hacer sus fortunas, haciendo el trabajo sucio para éstos.

El tema, sin embargo, queda sobre la mesa. El hecho de que Hollywood plantee estos temas en sus películas habla de por lo menos una inquietud en Estados Unidos por el tema de las drogas que provienen de México. En lo personal, recomiendo Armados y peligrosos sobre la película de los Miller. Ambas en cartelera.

 

 

Anuncios
Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: